¿Me amas? Vamos a verlo

¿Te acuerdas de los cuentos que te contaban de pequeña? ¿Has vuelto a leer alguno de ellos reflexionado acerca de qué modelo de mujer y hombre aparecían, sobre la idea del príncipe azul y la princesa bella y sumisa? Este el mito del amor romántico. Parece que el amor sin sufrimiento no es amor, la pasión se enlaza con la violencia, nunca con la libertad… Por eso cuesta tanto darte cuenta de cuándo estás entrando en un maltrato, porque desde el principio estás identificando esta relación como un “amor pasional”. Te sientes bien cuando está celoso, cuando sólo te quiere para él…no hay nadie en el mundo que pueda darnos la felicidad eterna, hay que quererse a una/o misma/o y hacerse querer con lo que somos. Hay diferentes modelos de amor y de relación que no están basados en renuncias, sacrificios y dolor. El amor es sólo una parte de nuestras vidas, no renuncies a tu individualidad, a tu manera de ser mujer por ti misma, no renuncies a tus proyectos vitales, a tu espacio propio.

¿QUÉ TAL TE SIENTES? Puedes estar sufriendo violencia si tu pareja


– Te vigila de manera permanente, te critica o intenta que cambies tu manera de vestir, de peinarte, de maquillarte o, simplemente, que cambies de forma de hablar o de comportarte.- Recibes correos electrónicos y mensajes de texto no deseados, o cartas anónimas donde aparecen contenidos sexuales…- Quiere saber con lujo de detalles a dónde vas, dónde estuviste y con quién; cuanto tiempo pasas en cada sitio, cuanto tiempo vas a estar fuera y a qué hora volverás. Te llama continuamente para comprobarlo o se “pasa” por tu casa o por donde estés.Te roza o te toca sin tu consentimiento, sea cual sea el entorno y situación. Se propasa del grado al que tú quieres llegar y él no te respeta.- No expresa ni habla acerca de lo que piensa o desea. Sin embargo, él pretende que adivines todo lo que le ocurre o lo que desea y que estés pendiente de él.- Te culpa a ti de todo lo que ocurre y te convence de que es así, dando vuelta a las cosas hasta que consigue confundirte o dejarte cansada e impotente.- Es susceptible y está pendiente de lo que se diga o se comente sobre él. Se ofende rápido y cree que los demás andan detrás de lo que hace.- Te está prometiendo siempre que va a cambiar sus defectos o sus adicciones. Nunca cumple, pero sigue insistiendo en que lo hará.- Se muestra protector y paternal. “Yo sé lo que es bueno para ti, quiero lo mejor para ti, hago lo mejor para ti”.- Durante la relación sexual notas que él la utiliza para ejercer poder sobre ti, someterte sin ser ningún juego consentido, mediante la fuerza, comentarios despectivos e insultos.

Y lo que pasa en mis relaciones en el “mundo real”, ¿ puede seguir sucediendo en la red?

Si, en la red persisten en diferente formato los mitos del amor romántico, que dejan ver cómo los celos, por ejemplo, se utilizan como mecanismo de control por parte de la pareja para seleccionar contactos y fotografías. Lo virtual, puede convertirse en un nuevo espacio de reproducción de violencia machista. Estas desigualdades derivan además, en ocasiones, en lo que conocemos como ciberacoso, sexting o sextorsión.

PINCHA PARA SEGUIR APRENDIENDO

Simplemente no te quiere (vídeo)
Por qué no le deja? (vídeo)
Test del amor
Una historia de maltrato (cómic)